En Atiquizaya, los atletas corren hasta 80 kilómetros para salvar vidas

0
32

El dinero recaudado a través de la inscripción es utilizado para ayudar atiquizayenses que tienen enfermedades graves.

Ángela Delmy Torres de Barahona tiene cáncer en sus dos mamas, una familia ala que mantener y problemas económicos para pagar su tratamiento; pero su historia está llena de esperanza y solidaridad, llevada por un grupo de jóvenes atletas de Atiquizaya y su gusto por correr.

Ella vive en la colonia Arriaga, del cantón Pepenance, de ese municipio, es costurera y su carácter alegre, amable le ayudan a sobrellevar la enfermedad. En julio de 2016, cuando le diagnosticaron el cáncer, primero en su mama derecha, creyó que su mundo se le venía abajo.

La atiquizayense preguntó al doctor si el cáncer era maligno o benigno; la respuesta fue “‘cáncer es cáncer’” y le recomendó sesiones de quimioterapia. Pero ella no podía cubrir los gastos del traslado desde su cantón al hospital, en la capital.

Ángela, de 53 años de edad, buscó la ayuda de la alcaldesa, Ana Luisa Rodríguez, quien no dudó en darle dicho apoyo tras la aprobación del Concejo Municipal Plural, pero los gastos no salen de los fondos de la municipalidad, ya que las leyes lo prohíben; sino de los fondos obtenidos a través de los fondos recaudados en una competencia de corredores.

En el año 2015 (un año antes del diagnósticos de Ángela), un grupo de jóvenes del municipio pidió a la alcaldesa que organizara una carrera y que el dinero recaudado por la inscripción de los atletas, sirviera para ayudar a personas con enfermedades graves.

Así nació La Ultra Trail Atiquizaya Pathfinder (Utap) “Ruta de los Manantiales”, una competencia de varios kilómetros.

Por eso para Ángela esa competencia a significado esperanza, pues desde que comenzó las quimioterapias, que duraría 6 meses, fue apoyada por la municipalidad. Ese ciclo del tratamiento inició el 15 de octubre de 2016.

Por los efectos del tratamiento, Ángela comenzó a tener dolor de cuerpo y cabeza, náuseas, vómito, y perdió el cabello. Durante algún tiempo usó peluca; pero ahora su cabeza nuevamente está cubierta por una rizada cabellera.

El 23 de junio de 2017, Ángela fue sometida a una mastectomía (extirpación de su seno derecho); pero en diciembre comenzó a sentir un dolor en su otro pecho, el izquierdo.

Una ultrasonografía reveló que también había cáncer del lado izquierdo.

Aunque recibió otras 4 sesiones de quimioterapias, estas fueron suspendidas porque no dieron el efectos esperado.

“Sólo me estaban dañando el hígado y me dijo el doctor ‘no señora, quimio ya no le pongo porque nos vamos a terminar el hígado y entonces va a ser peor el caso. Le voy a dejar medicamentos”, relató la fémina.

Durante esa etapa y en las primeras dos, la alcaldía le brindó insumos para su terapia porque el centro asistencial público no los tenía en existencia. Actualmente se toma una pastilla diaria para disminuir la inflamación y el dolor de su pecho izquierdo, lo que le permite tener una vida normal.

En mayo tendrá su próxima cita. Mientras tanto, su tiempo lo invierte realizando costuras en máquinas que también le ha proporcionado la comuna. “Ella (alcaldesa) es muy accesible a todas las personas, no ve credo, raza, ni color y mucho menos partido político. Le tiende la mano a todas las personas necesitadas”, expresó con agradecimiento.

El Ultra Trail Atiquizaya Pathfinder (Utap) “Ruta de los Manantiales” se realiza desde 2015 con el fin de promover lugares turísticos.

El año 2017, en la tercera edición de la carrera participaron 600 atletas de El Salvador, Guatemala, Honduras, Costa Rica y Europa, permitiendo con lo recaudado darle apoyo a 19 personas, explicó el concejal Teodoro Santamaría. El año pasado no se realizó la competencia. Y este año se realizará el 6 de abril.

La alcaldesa expresó que la organización implica este año la asistencia de 300 voluntarios, quienes son distribuidos en toda la ruta para apoyar a los atletas.

Además de la coordinación con la Policía Nacional Civil, Ejército, Cruz Roja y Protección Civil, entre otras entidades.

Quienes se inscriban podrán hacerlo en diferentes categorías. Entre ellas está la de 5 kilómetros que tiene un costo de inscripción de $10; el de 15, $15; el de 30, $20; el de 50 kilómetro, $25; y el de 80, $35.

Los participantes tiene la oportunidad de pasar durante la ruta por aguas frías y caliente, montañas y campo abierto; mientras que sus familiares, quienes suelen esperarlos en la ciudad, tendrán la opción de recorridos a sitios turísticos y a un festival gastronómico, entre otras.

Pero lo más importante es que lo recaudado ayuda al enfermo que sufre, así como a sus familias.

Marlene Velázquez y su hija han sido beneficiadas por lo solidaridad de los atletas. En marzo de 2011, la hija de Marlene, que entonces tenía 3 años fue hospitalizada por fiebres altas. Le detectaron cáncer y las sesiones de quimioterapias se extendieron por 2 años y medio, actualmente la menor está en una etapa de vigilancia por 5 años que termina en julio. Marlene relató que gracias a la ayuda de los atletas, en su casa le instalaron agua potable, energía eléctrica, le proporcionan el transporte para las visitas al hospital y también adquisición de medicamentos.

“Me siento bien bendecida por Dios porque abrió muchas puertas en el momento que sí lo necesitaba”, dijo la madre, quien reside en la colonia El Dante, cantón Pepenance.

¿se anima a correr, disfrutar del paisaje y ayudar a otros en la “Ruta de los manantiales”?

Las personas que requieren más información de la competencia pueden comunicarse al número telefónico 2400-6600.

Fuente

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here